Cómo aumentar la seguridad en una comunidad de vecinos y no arruinarse en el intento.

Cuando vives en una comunidad de vecinos, una de tus prioridades es vivir tranquilo y sin preocupaciones. Es algo evidente que somos mucho más felices cuando no hay nada por lo que tengamos que preocuparnos de una forma seria y profunda. Pero, ¿cómo voy a relajarme por completo cuando estoy expuesto a que sucedan robos y actos de delincuencia en mi propia vivienda? ¿Es que no hay manera de aumentar la seguridad en una comunidad de vecinos?

En primer lugar, tranquilo. Existen muchas formas de extremar la seguridad en una comunidad de vecinos, y la buena noticia es que no es tan caro como piensas. Existen paquetes de seguridad pensados para comunidades de propietarios que aúnan todos los servicios imprescindibles para garantizar tu tranquilidad. Aquí dejamos una lista con 5 elementos imprescindibles para aumentar la seguridad en una comunidad de vecinos  que, además, pueden ser mucho más baratos de lo que crees.

 

  1. Buena iluminación en zonas comunes. Aunque parezca un consejo obvio, lo cierto es que no siempre se cuenta con la iluminación adecuada en los espacios comunes de una comunidad de vecinos. Una buena visibilidad puede ayudar a prevenir cualquier tipo de intrusión.

 

  1. Sistema CCTV. Un Circuito Cerrado de Televisión es una opción infalible para aumentar la seguridad en una comunidad de vecinos. En primer lugar, porque la presencia de cámaras de seguridad disuade a los malhechores de cometer un delito en nuestra comunidad. En segundo lugar, porque en caso de producirse una intrusión, contar con imágenes grabadas del suceso ayudará en gran manera a esclarecer los hechos y encontrar al delincuente. Además, al contrario de lo que pueda parecer, se puede contar con un sistema de CCTV por menos de 1€ al mes por vecino.

 

  1. Controles de accesos. Si todavía usas llaves para entrar en tu comunidad, tenemos una mala noticia. Para alguien que busca cometer una intrusión es increíblemente fácil forzar una cerradura y entrar en zonas comunes o garajes que les permiten acceder a las viviendas sin ninguna dificultad. Con un sistema de control de accesos, sólo podrán acceder a la comunidad de vecinos aquellas personas autorizadas, y podrás contar con un registro de todos aquellos que han accedido. Y, tranquilo, instalar un control de acceso no te costará mucho más que tener una copia de las llaves.

 

  1. Sistema de alarmas. Sí, es el sistema más conocido, y uno de los más eficaces para alertar de la presencia de intrusos. Pero, por supuesto, no queremos que nuestra alarma tenga motivos para sonar ni una vez. Por eso, lo mejor para instalar una alarma es combinar este elemento con otros sistemas de seguridad disuasorios, como los mencionados arriba.

 

  1. Videoporteros. ¿Qué mejor garantía de que no estás dejando entrar a un desconocido a tu comunidad de vecinos que ver quién está llamando a tu puerta antes de abrir? Para esto existen los video porteros con control remoto, con los que podrás ver desde cualquier lugar desde tu Smartphone qué está pasando en la puerta de tu comunidad. Y no, no gastarás más en un video portero que en un portero estándar.

 

¿Dispone tu comunidad de vecinos de todos estos elementos? Si tu respuesta es negativa, te recomendamos que eches un vistazo a nuestro pack de seguridad para comunidades de propietarios, Prevent Fence Community, y te pongas en contacto con nosotros para recibir asesoramiento sin compromiso alguno.